3 dic. 2020
...

Chile: el ministro del Interior dimite tras 98 días en el cargo







Con tan sólo 98 días como titular de la cartera, el ministro del Interior chileno, Víctor Pérez, se convirtió en el ministro más efímero desde la vuelta a la democracia en Chile, tras aprobarse una moción constitucional en el parlamento en su contra por la gestión de la policía chilena y del conflicto mapuche. Esto supone un embate más para el Gobierno de Sebastián Piñera, que pasa por un momento de crisis constante.


Aunque la acusación Constitucional contra el ministro Víctor Pérez estaba en la agenda, nadie esperaba una dimisión y salida del hombre designado el pasado 28 de julio para la cartera de Interior. Esta apuesta estuvo dentro de un giro del gabinete de Sebastián Piñera hacia la derecha y que muchos presagiaban como un intento de polarizar la política chilena


Pérez pertenece al partido más extremista de la derecha chilena, la Unión Democrática Popular (UDI), fundada por Jaime Guzmán, el ideólogo de la cuestionada Constitución chilena y muy cercano al dictador Augusto Pinochet, una dictadura que los miembros de la UDI aún hoy tienen dificultades en cuestionar. Sustituía al más diplomático y equilibrado Gonzalo Blumel, de Evopolí, el partido más liberal de la centroderecha que conforma el conglomerado Chile Vamos, al que representa el presidente Sebastián Piñera. 


Pero en apenas 3 meses, la llegada de Pérez desató el recrudecimiento del conflicto en la Araucanía, epicentro del conflicto mapuche, que ha vivido en las últimas semanas uno de sus peores momentos en años, con decenas de camiones quemados en el sur del país -más de 500 en lo que va de año según fuentes del sector- y un policía de 24 años muerto en una emboscada en condiciones confusas, que aún se investigan.




También, Pérez fue cuestionado por su defensa férrea de Carabineros, institución en el ojo de la polémica especialmente luego de que un video mostrara como uno de sus agentes empujaba a un joven desde un puente de 7,4 metros de altura, por lo que se encuentra en prisión preventiva acusado de homicidio frustrado y negación de socorro. 


Una dimisión que intenta evitar que "dañar al Gobierno"

Tras recibir su condena y aprobarse en su contra una acusación constitucional en el Parlamento (una especie de impeachment chileno) que le impide seguir ejerciendo durante el menos dos semanas en su cargo, Pérez decidió dimitir alegando que no está dispuesto a que a través de su persona "se dañe al Gobierno”. 


Su actitud fue recibida como heroica pocas horas después en La Moneda, donde fue recibido entre vítores y aplausos por decenas de personas. 


Todo un espectáculo teatral que no deja esconder un estrepitoso fracaso del Gobierno, uno más, que ya sufrió que otro exministro del Interior, Andrés Chadwick, viviera otra acusación en el Congreso que lo inhabilitó para ejercer cargos públicos por cinco años.

 

La oposición, aunque muy fragmentada, tiene mayoría tanto en la Cámara de Diputados como en el Senado.


Durísimo golpe

“Efectivamente este es un golpe muy duro para el Gobierno, para el ministerio del Interior y para la política de reforma de policía porque nos quedamos sin piloto en una parte fundamental de lo que es la estructura de gobierno en Chile. Efectivamente no solamente sale el ministro, sino también salen otros subsecretarios”, explica a France 24 Lucía Dammert, analista política, socióloga y experta en seguridad, crimen y gobernabilidad en América Latina y académica de la Universidad de Santiago (USACH).


“Habrá que ver cómo el presidente reconfigura un gabinete de salida de su gestión y efectivamente cómo se enfrenta a este golpe que no va a ser un golpe menor”, señala Dammert. 

Piñera llenó los titulares de los periódicos hace pocos días en Chile al declarar al diario “El Mercurio” que el último año, había sido el más difícil de su vida.


En la dificultad del momento que atraviesa el Gobierno coincide, sin duda, el analista político Germán Silva. 


“Es un golpe durísimo para el Gobierno que, en menos de una semana, ha tenido una serie de eventos muy catastróficos. Por mucho que el 25 de octubre diga que fue un triunfo de los chilenos, finalmente fue una derrota estrepitosa de la derecha más dura y muchos de sus ministros se habían pronunciado a favor del rechazo. Políticamente es un momento muy complejo porque se está quebrando la coalición gobernante", añade.


“Es un hecho poco habitual que un ministro del Interior quede suspendido en el cargo. La primera vez fue el 3 de julio de 1973, cuando un ministro de Allende sufrió lo mismo por el lado de la derecha”, afirmó Silva.


El ministro de Interior de Chile se vio obligado a renunciar después de 98 días en el cargo.

El ministro de Interior de Chile se vio obligado a renunciar después de 98 días en el cargo. © Alberto Valdés / EFE


De las ocho acusaciones constitucionales que ha hecho la oposición, "esta era una de las más sólidas", señaló Silva para quién Pérez “en muy poco tiempo hizo méritos” para quedar expuesto. “Llegó con imposición de la UDI, nunca tuvo confianza con el presidente Piñera”, analiza. "Tan solo 24 horas después de su llegada desató una gran crisis en la Araucanía", recuerda.


Se acusó a Pérez de trato diferenciado en el conflicto de los camioneros (sector que políticamente se asocia a la derecha en Chile) y también en la postura de la policía chilena, mucho menos represiva, en las marchas a favor del rechazo de una nueva Constitución. 


“Esto es catastrófico para Piñera porque demuestra que este es un Gobierno intrascendente y la figura del presidente es también intrascendente”, concluye Silva. 

Próximamente se abre un largo periodo electoral en Chile, de alcaldes, gobernadores, constituyentes para redactar una nueva Constitución y presidenciales en noviembre de 2021. La mala situación del Gobierno derechista puede ser algo clave de cara a afrontar estos períodos de votación. 

5 nov. 2020, by: FM 98.3

CONTENIDOS MULTIMEDIAS





add_one
add_one
add_one
add_one
add_one
add_one