1 mar. 2024
...

Entre rechazos, apoyos y voluntad de negociar



Diputados santafesinos gravitan en el tratamiento de la Ley Ómnibus



Unión por la Patria plantea el rechazo total del "plan mesiánico" de Milei, mientra el PRO acompaña. Desde el socialismo apuestan a "herramientas de emergencia".


El tratamiento de la Ley Ómnibus en el Congreso avanza con participación de los diputados santafesinos y con posturas diferenciadas. Germana Figueroa Casas, del PRO, fue electa vicepresidenta segunda de la comisión de Presupuesto y Hacienda y, si bien aseguró que le marcan la cancha al oficialismo con modificaciones, sostuvo que “la idea es acompañar” el paquete de leyes, aunque no a libro cerrado. En el peronismo, la postura de rechazo es bien marcada. “Es un intento de reforma estructural de nuestra vida económica y social, de carácter mesiánico y radical”, evaluó Eduardo Toniolli, que integra la comisión de Legislación General. En tanto, desde el socialismo el posicionamiento es intermedio y se mostraron dispuestos a trabajar en un “set de herramientas” para que el gobierno maniobre en un marco de emergencia, aunque sin las condiciones y plazos que exige el presidente Javier Milei. “Si el gobierno se mantiene en la posición de todo o nada, se va a quedar con las manos vacías”, aseguró Esteban Paulón.


Esta semana comenzó el tratamiento legislativo del proyecto de ley de Bases y Puntos de Partida para la Libertad de los Argentinos, con el que el Poder Ejecutivo busca impulsar diversas reformas económicas, políticas y sociales en el inicio de su gestión. La normativa viene siendo debatida en las comisiones de Legislación General, Asuntos Constitucionales y Presupuesto y Hacienda. Esta semana, algunos funcionarios del gobierno pasaron por las comisiones a aclarar las dudas de los legisladores, aunque con ausencias marcadas de sus principales dirigentes: el jefe de Gabinete, Nicolás Posse, y el ministro de Economía, Luis Caputo. Y a partir de la semana que viene dirán presente distintos sectores de la sociedad civil que cuestionan los alcances de la ley. Rosario/12 habló con los diputados nacionales por Santa Fe, Germana Figueroa Casas, Eduardo Toniolli y Esteban Paulón para conocer las diversas miradas respecto al tratamiento de la Ley Ómnibus.


Para Figueroa Casas, el balance de la primera semana de trabajo deja aspectos positivos y negativos. Por un lado, destacó que su espacio haya sido escuchado por el oficialismo, aunque reconoce que eso después se tiene que traducir en reformas al proyecto. “Hemos marcado cosas que no correspondían y pareciera que lo van a tomar en cuenta”, expresó sobre lo positivo y agregó: “Lo negativo es que fueron jornadas complicadas, con gritos y con diputados que tomaban las palabras sin que la dieran. Eso dificultó las cosas. A veces estas reuniones no son para debatir, sino después, cuando uno dictamina”.


La dirigente del PRO señaló que el bloque aún no terminó de analizar el contenido completo de la ley, aunque ya vienen tomando posicionamiento en algunos temas y proponiendo modificaciones en las comisiones. En uno de los puntos que plantean reparos, al igual que la mayoría de los bloques, es en las delegaciones de facultades legislativas al presidente. “En cada artículo hemos hecho propuestas constructivas para que sea mejor”, aseguró. “La intención es que esto funcione, así que la idea es acompañar si se toman en cuenta las cosas que nosotros proponemos. Obviamente, no es a libro cerrado”, añadió.


En ese sentido, Figueroa Casas evaluó que empieza a haber “una amplitud” del oficialismo respecto a la mirada y propuestas de otros espacios y que la aprobación de la ley va a depender de la estrategia legislativa que adopte La Libertad Avanza: “Cuando se está en minoría, como el oficialismo hoy, lo que se debe hacer es ir hablando con cada bloque, evaluando en qué puntos estamos de acuerdo y en cuáles se piden modificaciones. Y si algún aspecto no reúne consensos, lo más sano es dejarlo para otro momento y priorizar lo urgente. Pero eso no es una decisión nuestra”.


Por su parte, Toniolli cuestionó la falta de “funcionarios de primera línea” explicando en las comisiones diversos aspectos de la ley: “Se notó que ninguno de los funcionarios que fue al Congreso escribió un solo capítulo de la Ley Ómnibus. Algunos lo expresaron más claramente y otros mostraron cierta incomodidad. Me parece que eso es sintomático de lo que estamos viendo, donde hay una ley y un DNU escrito por Federico Sturzenegger y ordenado por los sectores concentrados de la Argentina”.


En ese sentido, el dirigente del peronismo consideró que “no hay aspectos positivos” en el articulado de la ley, sino que se trata de “medidas regresivas” que tendrán su impacto en las economías regionales del país, así como también en la cultura y la educación. “Es un intento de reforma estructural de nuestra vida económica y social, de carácter mesiánico y radical”, expresó. “Es un intento de poner la suma del poder público en cabeza del presidente para hacer lo que quieran y fracturar el orden jurídico vigente. Nosotros hacemos una impugnación general a la norma”, agregó.


Ante ese escenario, Toniolli evaluó que, mientras el DNU va camino al rechazo, la Ley Ómnibus presenta otras complejidades, donde los bloques tienen diversas estrategias parlamentarias. “Hay sectores que hablan de discutir punto por punto. Nosotros también queremos hacerlo, pero para desarmar los argumentos que hay detrás y para hacer contrapropuestas desde nuestra perspectiva”, manifestó. Y añadió: “Acá hay una intención clara que se traduce en un DNU y una ley. Nosotros vamos contra eso y trabajamos para ponerle un freno a las intenciones de Milei”.


A su vez, el dirigente explicó que las leyes propuestas tienen un “impacto doble” en la provincia. Por un lado, por las consecuencias que puede traer a actividades económicas propias de Santa Fe. Pero también por el golpe que puede significar una recesión económica general o diversas medidas que son transversales en todo el país. “Hay miles de jubilados santafesinos a los que se les está jodiendo la vida, eso también es un impacto para la provincia”, explicó.


En tanto, para Paulón lo que viene pasando en las comisiones es “un debate incompleto”. Primero por la falta de ministros y funcionarios del gobierno dando cuentas de aspectos puntuales de la ley. Pero también por la nula convocatoria a las organizaciones de la sociedad civil que vienen reclamando participar de las comisiones para explicar el impacto que podría tener la aprobación de la normativa. Eso se remediará a partir del lunes, luego de que el oficialismo cediera ante el pedido de distintos espacios políticos. Al respecto, desde el socialismo presentaron un petitorio para que la convocatoria se extienda durante varias jornadas.


La postura del espacio, consensuada dentro del bloque Hacemos Coalición Federal (que tiene 23 votos), es poder trabajar en la aprobación de una emergencia, similar a la aprobada durante el gobierno de Alberto Fernández y Mauricio Macri, para brindar algunas herramientas que faciliten la gestión en un contexto difícil. Pero eso implicaría que Milei desista de gran parte de las reformas que busca impulsar. “Lo que para nosotros no va es la ley entera. Pero si el gobierno se mantiene en la posición de todo o nada, se va a quedar con las manos vacías.”, advirtió.


“Lo que hoy es posible, en función de que el Congreso pueda contribuir a la gobernabilidad, es otorgar algunas herramientas para que el presidente pueda comenzar de una vez por todas a gobernar, porque hasta el momento devaluó, ajustó y nadie sabe cuál es el plan económico. En el bloque entendemos que algunas herramientas pueden ser discutidas, pero no en los términos y los plazos que plantea el gobierno. Con eso digo que todo lo que tiene que ver con privatizaciones, reformas del Estado, o arrasamiento de la cultura, no va. Y hoy no tiene los votos para aprobarlo”, evaluó.

 

En ese contexto, Paulón aclaró que, si bien el bloque tiene una postura consensuada se manejan con “autonomía en la discusión”, con lo cual pueden aparecer miradas disonantes y votos diversos dentro del bloque. No obstante, el dirigente consideró que la postura intermedia viene ganando adhesiones en el Congreso: “Hay mucho diálogo respecto a pensar un set de herramientas y limitado en el tiempo. No las 70 delegaciones que pide el gobierno por cuatro años, pero sí un esquema acotado de herramientas de emergencias en este primer año de gestión”.




Por Ignacio Cagliero


Foto:Eduardo Toniolli (UxP), Esteban Paulón (PS) y Germana Figueroa Casas (PRO).




14 ene. 2024, by: FM 98.3

CONTENIDOS MULTIMEDIAS





add_one
add_one
add_one
add_one
add_one
add_one