20 abr. 2024
...

Biden y Trump marchan hacia otra victoria en las primarias del estado de Michigan



Los ciudadanos de ese territorio decisivo en las elecciones generales de noviembres, concurren este martes a las urnas para las elecciones primarias antes de las del Supermartes del 5 de marzo.



Los habitantes del estado estadounidense de Michigan votaban este martes en elecciones primarias que podrían revelar significativos riesgos políticos tanto para el presidente demócrata Joe Biden como para su rival republicano Donald Trump, los claros favoritos de sus respectivos partidos.


Biden, sin contrincantes de peso en su camino a ser nominado como candidato a un segundo mandato en la Casa Blanca, enfrenta lo que parece su mayor obstáculo electoral hasta ahora: el creciente descontento con su manejo de la guerra entre Israel y el grupo palestino Hamas.


Trump, pese a su indudable dominio del proceso de primarias de este año, es resistido por un sector obstinado y persistente de votantes republicanos que prefieren a su rival de interna Nikki Haley y que creen que volverá a ser derrotado por Biden en las generales del 5 de noviembre.


Estas dinámicas se pondrán a prueba en Michigan, el último estado importante en celebrar primarias antes de las del Supermartes del 5 de marzo, y un territorio decisivo en las elecciones generales de noviembres.


Incluso si logran las contundentes victorias que esperan, analistas dicen que ambas campañas buscarán en los márgenes de diferencia con los adversarios de interna, signos de debilidad en un estado donde Biden derrotó a Trump en 2020 por solo 3 puntos porcentuales.


El  estado de Michigan

 

El presidente demócrata dijo este martes en una entrevista con una radio de Michigan que sería “uno de los cinco estados” que definirán el ganador en noviembre.


Michigan tiene la mayor concentración de árabes estadounidenses del país, y más de 310.000 residentes son de familias originarias de Medio Oriente o del Norte de África.


Casi la mitad de los aproximadamente 110.000 residentes de una de sus ciudades, Dearborn, afirman tener ascendencia árabe.


El estado se ha convertido en el epicentro del descontento demócrata con la gestión de la Casa Blanca de la guerra entre Israel y Hamas, que ya lleva casi cinco meses, tras el mortal ataque del 7 de octubre del grupo islamista, que mató a 1.200 personas y tomó unos 240 rehenes.


En respuesta, Israel ha bombardeado gran parte de Gaza y matado a casi 30.000 palestinos, dos tercios de ellas mujeres y niños.


Los demócratas de Michigan que están enojados con Biden por haber apoyado la ofensiva de Israel y resistir llamados a un alto el fuego han pedido do a los votantes del estado a meter una boleta en la urna que diga "sin compromisos", en señal de protesta.


Foto AFP


Foto: AFP

 

"El presidente Biden ha financiado la caída de bombas sobre los familiares de personas de Michigan, personas que votaron por él y que ahora se sienten completamente traicionadas", declaró Layla Elabed, de la campaña Listen to Michigan, en alusión a los ataques en Gaza.


El grupo aspira a reunir a 10.000 votantes "sin compromiso" para transmitir un "mensaje potente e inequívoco" de que financiar y apoyar la guerra está "reñido con los valores del Partido Demócrata".


Trump ganó el estado por solo 11.000 votos en 2016 sobre la candidata demócrata Hillary Clinton, y luego lo perdió cuatro años después por casi 154.000 votos frente a Biden.


"Diez mil votos es más o menos lo mismo que el margen de Donald Trump sobre Hillary Clinton en 2016", dijo Elabed.


Durante las primarias del estado de New Hampshire, que ganó Biden, se lanzó una campaña similar que tuvo escasa repercusión, pero Michigan tiene más población musulmana y árabe.


"Cada día que pasa, cada minuto que el presidente no hace lo correcto, disminuye la confianza que yo y tantos otros hemos depositado en él", escribió la semana pasada en The New York Times Abdullah Hammoud, alcalde de Dearborn, un suburbio de Detroit.


"Con cada bomba de fabricación estadounidense que el gobierno derechista de Israel lanza sobre Gaza, una cruel insensibilidad lo cubre todo".


En cuanto a los republicanos, Trump ha arrasado en los primeros estados de votación y no se espera que Michigan interrumpa su marcha hacia la nominación.


Su única rival, su exembajadora ante la ONU Nikki Haley, perdió en su estado natal de Carolina del Sur el fin de semana pero se ha negado a renunciar porque duda que Trump pueda derrotar a Biden.


Sin embargo, los resultados de las primarias de Iowa, New Hampshire y Carolina del Sur, sumados a sondeos a boca de urna, muestran que el núcleo de votantes de Trump sigue siendo abrumadoramente blanco, sobre todo de mayores de 50 años y sin título universitario.


Los analistas dicen que tendrá que atraer a un grupo de votantes mucho más diverso en noviembre si quiere derrotar a Biden en Michigan y otros estados clave con gran proporción de independientes.


Foto AFP


Foto: AFP

 

Varios de los candidatos apoyados por Trump en las elecciones legislativas a mitad de mandato, en 2022, perdieron en Michigan, lo que se tomó como señal de su pérdida de influencia política en el estado.


Además, el Partido Republicano de Michigan estatal se ha visto dividido por diferencias entre varias facciones pro-Trump, lo que podría debilitar su poder en un momento en que los republicanos del estado tratan de sentar las bases para derrotar allí a Biden en noviembre.


Se espera que los resultados de las primarias demócratas en Michigan se conozcan este martes mismo luego del cierre de mesas, a las 20 (las 22 en la Argentina).


Los republicanos, en cambio, han adoptado un complejo sistema híbrido que concluye las primarias en este estado cuatro días después mediante asambleas en cada uno de los 13 distritos.



27 feb. 2024, by: FM 98.3

CONTENIDOS MULTIMEDIAS





add_one
add_one
add_one
add_one
add_one
add_one